Cómo logró el Chino Maidana su impactante cambio físico: los detalles del exigente entrenamiento en cuarentena

COMPARTIR

Rafa Liendo es quien prepara al ex campeón mundial argentino para su ansiada vuelta. En diálogo exclusivo con Infobae, el venezolano, reconocido por entrenar a las máximas promesas en su tierra, cuenta por primera vez cómo hizo para devolverle la mejor figura al oriundo de Margarita.

Rafael Liendo fue el escudero de Marcos René Maidana en su primera época de esplendor. Cuando el Chino no paraba de noquear e iba camino a su primera pelea por el título mundial, el venezolano era quien lo guiaba debajo del ring. Un problema de salud lo alejó un tiempo en su rol de entrenador, pero esto no impidió que el boxeador argentino alcanzara la gloria.
“Trabajamos más de dos años juntos, pero sufrí un problema de salud. Tuve sobrepeso y a raíz de eso padecí una pequeña inflamación en la aorta. Llegué a pesar 120 kilos. Él (Maidana) siempre supo que lo que nos alejó fue mi enfermedad, por eso hoy que me siento muy bien tengo el orgullo de volver a entrenarlo”, cuenta Liendo en diálogo exclusivo con Infobae.

Chino Maidana y Rafa Liendo, en la presentación de El Regreso del campeón argentino
Rafa vivió bien de cerca cuando Maidana alcanzó las 25 peleas invicto y también sufrió a su lado cuando llegó la primera derrota ante el ucraniano Andreas Kotelnik, por el cinturón superligero de la AMB (7 de febrero de 2009 en Alemania). La siguiente pelea ante el estadounidense Víctor Ortiz, en la que el Chino ganó el título interino de la categoría (junio del mismo año en Los Ángeles), fue el último combate que los tuvo juntos en la preparación previa.

A más de una década de aquel triste momento en el que tuvo que alejarse por cuestiones de salud, Rafa Liendo, este entrenador venezolano muy reconocido en su tierra por encumbrar a varias promesas y campeones mundiales juveniles, volvió a entrar en la escena grande de esta nueva película llamada: El Regreso.

Con Liendo lejos, Marcos Maidana superó otro duro traspié (derrota ante el británico Amir Khan, en diciembre de 2010) y logró ser campeón mundial en dos categorías distintas. Y como corolario, el Chino alcanzó la fama mundial tras dos legendarias peleas ante Floyd Mayweather, el múltiple campeón estadounidense y uno de los mejores pugilistas de la historia.
Las crónicas contarán que fueron derrotas, pero Maidana, su entorno y los aficionados del boxeo dirán que “la primera la ganó el Chino”. Sin nada para reprocharse y desde el lugar más alto a lo que un boxeador puede aspirar, llegó el momento de decir adiós y pasar a la mejor etapa: la que lo lleva a poder disfrutar con su familia de todo lo que consiguió con tanto esfuerzo y sacrificio.


La enemiga de Chino Maidana (captura de Instagram)
Como el Chino lo reconoció en varias oportunidades, la familia pasó a ser lo único en su vida. Junto a sus seres queridos se dio todos los gustos. Así fue como llegó a acusar en la balanza más de 100 kilos. Pero el peso nunca fue un problema para él y el propio Chino Maidana bromeó sobre su “enemiga”. Hasta que el nuevo “bichito” volvió a picarlo en 2019.
La idea de retorno, fallido en 2019 por cuestiones extradeportivas, lo llevaron a una preparación única en Las Vegas con pérdida de peso récord. Sin embargo, fue la actual preparación, con plena decisión y más voluntad que antes, la que le permitió dar en la tecla.

Marcos Maidana frente a Víctor Ortiz (2009), el último combate de Rafa Liendo junto al Chino (AP)
Y ahí estuvo Rafa Liendo de nuevo a su lado para servirle en bandeja al campeón la mejor puesta a punto para su ansiado regreso. La pandemia de coronavirus demoró su exhibición ante Jorge Acero Cali, que serviría como “presentación” de la vuelta que todos pedían y que este medio adelantó a modo de primicia.
El COVID-19 tampoco fue un obstáculo en la carrera del Chino Maidana y la puesta a punto continuó en su Margarita natal. Hasta allí viajó y se instaló Rafa Liendo, este reconocido entrenador de boxeo, quien en diálogo exclusivo con Infobae cuenta por primera vez los detalles del entrenamiento que le permitió al dos veces campeón mundial perder más de 30 kilos y lucir una figura similar a la de su mejor versión.

¿En qué consiste el trabajo físico del Chino Maidana para El Regreso y cómo lo llevan a cabo?
Se trabaja en dos etapas: la parte física y la técnica a la vez. Comenzamos en Pilar, antes de la cuarentena. Desde las 8, con carreras y aceleración intermitente y todos los días voy agregando más carrera. Por la tarde, a partir de las 16, hacemos técnico-táctico. Mucho saco, sombra y guanteleta. Nos conocemos mucho y hace años, y eso sin dudas ayuda. Sé cómo es su boxeo y lo que estoy haciendo ahora es que vuelva a tener el ritmo de boxeo. Hace seis años que no hacía nada y busco que su cuerpo y mente vuelva a retomar la parte física que tenía.
Imagino que estás al tanto de la publicación del Chino. ¿Qué opinas acerca de su nueva figura?
Sí, por supuesto que lo vi. Es la primera vez que me pasa esto de trabajar con alguien con tanta inactividad, pero es un chico tan reconocido a nivel mundial por su fortaleza que solo te puedo decir que lo está haciendo de maravillas. Lo estoy viendo bien, aclimatándose a lo que fue hace seis años. Es un orgullo para mí entrenarlo y que él me haya elegido porque sé que muchos desearían poder hacerlo. Aunque he tenido peleadores en mi país que fueron campeones, es una bendición de Dios que los Maidana, porque también entreno a TNT, me dieran esta gran responsabilidad.

“Listo para la vuelta”, escribió el Chino Maidana en su red social junto a la foto que lo muestra con un físico similar al de su época de esplendor (IG: @chinomaidana.1)
¿En qué peso se encuentra y cuál es el objetivo final?
Hoy está en 78 kg. Recién cuando lleguemos a 75 kg., ahí comenzaremos el trabajo de musculación. Pero vamos de a poco, hay que sacar la grasa con este tipo de trabajo. Ese es el objetivo, quemar la grasa incorporada y después ir a full con la musculación. Que quede bien flácido y luego lo voy tonificando. Apuntamos a los 69 kg. de superwélter.
¿Cómo notás de ánimo a Maidana?
Muy enchufado y con muchas ganas. Lo estoy llevando de a poco, sin matarlo. No busco eso. Trabajamos cuatro o cinco rounds y lo suelto. Pero en ese lapso no lo presiono, para que se vea bien y no lo fuerzo para que no se me aburra. Es algo inexplicable lo que veo y noto a partir de los resultados. Quiero adaptarlo a mi entrenamiento.

En medio de la cuarentena por la pandemia, ¿manejan alguna fecha tentativa para su pelea?
No, pero cuando me llamen y me digan tal fecha es la apuntada, ya lo tendré preparado.