Créditos para pagar sueldos: el pedido del sector productivo norteño

COMPARTIR

Empresarios sugirieron medidas para paliar la crisis global. La retracción económica agravará la merma de la actividad, advirtieron. Préstamos, prorroga de vencimientos y eliminación de comisiones bancarias.

La Cámara de Comercio Exterior del Norte Santafesino propuso a los distintos niveles del Estado medidas que atiendan la crisis global que afecta a empresas y que derivará en una fuerte retracción cambiaria.

La entidad reflexionó, como representante del sector productivo del interior, sobre la “incierta situación que están viviendo nuestras empresas a raíz de la pandemia de COVID-19 y las medidas, oportunas para la defensa de la salud de todos, tomadas”.

En tal sentido, la CCENS creyó pertinente sugerir alternativas, formular aportes constructivos que permitan sortear esta crisis global que, en lo inmediato, “ocasionará una importante retracción económica, agravando la merma de actividad que, desde hace meses, padece la frágil matriz comercial y productiva”.

En un comunicado dado conocer este lunes, detalló las medidas “urgentes y de verdadero impacto” para el sector que solicitó a los tres escalones del Estado: municipal, provincial y nacional.

El paquete sugerido a causa de la situación de emergencia sanitaria que está atravesando el país, y como consecuencia de los efectos económicos que genera el aislamiento preventivo y obligatorio, incluye medidas crediticias tales como créditos para pagar sueldos.

Sobre ese punto, la Cámara argumentó que apoya la idea del economista Gustavo Lázzari consistente en que Anses deposite a través del Fondo de Garantía de Sustentabilidad $30.000 fijos por cada trabajador – equivale al 60 por ciento del sueldo promedio – en forma de préstamos en cuentas de empresas, monotributistas y autónomos.

“A partir del 1 de abril las empresas pueden confirmar la totalidad o parcialidad de ese préstamos. Esto es aceptarlo o devolverlo. Si lo acepta sería un crédito a devolver en un año con 4 meses de gracia”, explicó

En segundo término, aconsejó créditos a Mipymes para capital de trabajo, principalmente reposición de mercadería; y la prórroga de vencimientos crediticios de manera de refinanciar los vencimientos bancarios, posponiendo el pago de capital y abonar el concepto de intereses.

En cuanto a medidas impositivas, la cámara empresarial sostuvo la necesidad de poder pagar compromisos con el fisco con bonos nacionales a valor nominal; y el diferimiento en el vencimiento general de obligaciones tributarias (nacionales, provinciales y municipales), inclusive planes de moratorias vigente.

Por último, respecto de medidas bancarias y de comercio exterior, solicitó la suspensión de derechos de exportación (sólo para sectores que sean definidos como críticos para el gobierno); la suspensión de la ley de créditos y débitos para transacciones; y la eliminación de comisiones bancarias por transacciones con el exterior.