Charla sobre el desafío de la escuela de hoy y las inteligencias múltiples

Charla sobre el desafío de la escuela de hoy y las inteligencias múltiples

La doctora Carina Cabo disertó en la segunda Charla Ciudadana organizada por el Centro Ciudadano Vera (CCV), con la presencia de casi 400 personas, en el Club de Abuelos.

La charla denominada “Desafío de la Escuela de hoy: inteligencias múltiples y la educación emocional” se llevó a cabo con una gran afluencia de público, entre ellos, docentes y estudiantes de los profesorados de la ciudad de Vera y localidades vecinas.

“Hace algunos años iniciamos estas Charlas Ciudadanas, con el objetivo de brindarle a la comunidad diversas herramientas para dialogar y discutir sobre temas de actualidad, cuya reflexión nos ayuda a nuestro crecimiento como sociedad, y también en nuestras facetas personales y profesionales. Siempre es importante analizar diferentes puntos de vista y nosotros queremos contribuir a ello”, indicó Sergio “Chiqui” Rojas, uno de los fundadores del CCV.

Seguidamente, Enrique Furlani, actual presidente del CCV, aseguró que “estamos muy contentos por esta gran convocatoria. Ésta la segunda Charla Ciudadana del año y continuaremos con otras más en los próximos meses, con diferentes temáticas, abarcando nuevos paradigmas e innovadoras propuestas. Es un orgullo para toda la comunidad de Vera tenerla a Carina Cabo hoy con nosotros, por su trayectoria y amplio currículum en materia educativa”.

Por su parte, Cabo explicó que “hace más de 30 años que vengo estudiando la educación y quiero contarles algunas cuestiones que pude ver a lo largo de mi experiencia. El aprendizaje no es algo lineal, impuesto de arriba hacia abajo, rígido. Partir de la idea de inteligencia como la disponibilidad afectiva al aprendizaje, puede cambiar nuestra mirada para nuevas consideraciones”.

“Las inteligencias múltiples y la educación emocional, muchas veces, pasan desapercibidas en la escuela. Por eso, primeramente, los docentes debemos preguntarnos a quiénes educamos, porque los niños y los jóvenes no son aquellos perfectos, vestidos de colores claros, bien peinados, que uno encuentra en las búsquedas de Google; pero tampoco son esos agresivos, violentos y hostiles que nos muestran los medios de comunicación”, añadió.

Asimismo, Carina Cabo sostuvo que “el docente debe conocer y reconocer las emociones de los alumnos, ayudar a gestionar la emocionalidad, prevenir conductas de riesgo, desarrollar la resiliencia, adoptar una actitud positiva ante la vida, prevenir conflictos interpersonales y mejorar la calidad de vida escolar. Para conseguir esto, quizás hace falta la figura de un nuevo docente o tutor, con un perfil distinto al que estamos acostumbrados a ver comúnmente, que aborde el proceso de manera eficaz para sí y para sus alumnos. La escuela fue pensada en el siglo XIX con una organización de espacios y tiempos, que pareciera que permanece estable, pero esto ya no funciona. Por ello, el maestro deberá convertirse en modelo de equilibrio de afrontamiento emocional, de habilidades empáticas y de resolución serena, reflexiva y justa de los conflictos interpersonales, como fuente de aprendizaje para sus estudiantes”.