“La principal riqueza de un país es su capital humano. Si ese capital está dañado, el país no tiene futuro”

23/11/17  // 
Abel Albino
Abel Albino

Lo aseguró el Dr. Abel Albino en su ponencia durante el Congreso Internacional ‘Vulnerabilidad e Inclusión’ realizado por el Centro para el Estudio de Relaciones Interpersonales (CERI).

Profesionales expertos en niñez, psicólogos, psiquiatras, filósofos, médicos, abogados, orientadores familiares, funcionarios y políticos se congregaron con la finalidad de proponer nuevas formas de ayudar, de hacer, de acompañar, de sanar, de alimentar, de concretar políticas públicas nuevas, posibles, libres de burocracia, con capacidad de llegar a los más vulnerables.

Políticas públicas que defiendan la libertad, que propongan formas de potenciar a cada persona desde sus primeros años, en su desarrollo pleno, desde su fecundación hasta una pubertad y una adolescencia que serán plenas en la medida en que sean el resultado de una niñez plenificante.

Todas fueron abordadas ayer, miércoles 22 de noviembre, en el marco del IV Congreso Internacional “Vulnerabilidad e Inclusión: Hacia la resignificación de los derechos de la niñez”, un encuentro organizado por el Centro para el Estudio de Relaciones Interpersonales (CERI), y realizado por tercer año consecutivo en la Legislatura de la Ciudad de Buenos Aires.

Con el objetivo de generar nuevas y variadas propuestas, expusieron a lo largo de la jornada: Abel Albino, fundador de CONIN; Ángela Inés Oría, directora de Proyectos de Niñez, Adolescencia y Juventud de ANSES; Esteban Carmuega, fundador del Centro de Estudios sobre Nutrición Infantil (CESNI); Gustavo Abichacra, presidente de DISFAM Argentina; Manuel Rocca Rivarola, director de pediatría del Hospital Universitario Austral; Ianina Tuñón, coordinadora del Barómetro de la Infancia del Observatorio de la Deuda Social Argentina con la Infancia de la UCA, y José Ramón de Verda y Beamonte, presidente del Instituto de Derecho Iberoamericano, entre otros profesionales destacados.

En la apertura del Congreso, el rector de la Universidad Austral, Fernando Fragueiro, manifestó que “la concentración en grandes ciudades tiene una serie de peligros y amenazas como lo es la despersonalización”. Puntualizó en la importancia de atender los dos extremos de la vida humana: la niñez y la ancianidad, justamente para evitar esa despersonalización que se vive en la actualidad. Finalizó afirmando que: “El relacionarse con personas nos hace capaces de captar realidades humanas y la interacción, como esta, nos enriquece”.

Todo el evento fue transmitido por el Facebook oficial del Instituto de Ciencias para la Familia de la Universidad Austral. Las ponencias completas se encuentran en www.faceboook.com/cienciasparalafamilia   

Al finalizar del Congreso, el Director del Centro para el Estudio de las Relaciones Interpersonales de la Universidad Austral, Mg. Carlos Camean Ariza, anunció el tema del próximo año: Las otras pobrezas, “esas pobrezas que tenemos los humanos, que nos hacen menos personas y que no figuran habitualmente”.

DECLARACIONES DE PONENTES

Abel Albino (Fundador de CONIN)

“La principal riqueza de un país es su capital humano. Si ese capital está dañado, el país no tiene futuro. El recurso humano es la clave de un país”.

“Hoy firmamos tres convenios y alcanzamos los 108 centros de CONIN en todo el país. Atendemos entre 8 y 10 mil chicos de Argentina”.

“Después de muchos años de golpear puertas, por primera vez un presidente de la República nos escucha. Por primera vez hicimos convenio con el Ministerio de Desarrollo Social de la Nación. Por primera vez estamos trabajando en conjunto”.

“El Estado nos va a dar 730 espacios de primera infancia para pongamos unidades de CONIN”.

“Los que hemos aprendido a leer y escribir en este país tenemos la obligación de hacer que cada uno de nuestros niños pueda desplegar todo su potencial genético para pedir igualdad de posibilidades”.

“Debemos procurar que cada niño tenga una escuela donde ir, un agente sanitario que lo asista y una dieta equilibrada. Esto ya no depende de las posibilidades físicas o financieras, esto es una cuestión de prioridad política”.

Ángela Inés Oría (Directora de Proyectos de Niñez, Adolescencia y Juventud de ANSES)

“Entre los 16 y 18 años, el segmento que no trabaja ni estudia aumenta y no se revierte. Pasa del 7 al 11%. Estamos trabajando fuertemente para desarrollar estrategias preventivas en esta problemática”.

Roberto Canay (Subsecretario de Prevención, Asistencia y Capacitación de Sedronar)

Sobre la situación del consumo de drogas en adolescentes en el país, “aumentó el consumo abusivo de alcohol acompañado con la baja en la edad del consumo. También se refleja el aumento del consumo del cannabis”.

“Las organizaciones sociales y los curas villeros, especialmente, son grandes aliados para llegar a los chicos dentro de las villas e incluso a quienes están en situación de calle. Tenemos un programa que se llama “Casas de Atención y acompañamiento Comunitario”, cuyo gran eje es el bajo umbral. Desde que comenzamos la gestión armamos 120, todos en zonas de alta vulnerabilidad”.

Ianina Tuñón (coordinadora del Barómetro de la Infancia del Observatorio de la Deuda Social Argentina con la Infancia de la UCA)

“Tenemos un 38% de niños en condiciones de pobreza multidimensional. De ellos, casi un 60% se encuentran privados de, al menos, un derecho”.

“El trabajo infantil debería formar parte de una definición de pobreza multidimensional, ya que es una estrategia de sobrevivencia que muchos hogares adoptan ya que el Estado argentino no les ha otorgado una solución al problema de los adultos. Casi un 20% de los chicos, especialmente adolescentes, trabajan en Argentina”.

Marita Carballo (Presidenta de VOICES)

“Un 22% de los millennials no estudian ni trabajan. Son considerados ‘Ni Ni’. De esa cantidad, el 30% son mujeres, la mayoría de sectores bajos que están a cargo de niños”.

“Los argentinos piensan mayoritariamente que para resolver los problemas como adicciones, violencia y delincuencia, lo mejor es promover la familia. Aún más que otorgar mayor presupuesto para este tipo de problemáticas. Hay un reclamo de espacios para la familia. En ese sentido, se demanda mayor flexibilidad horaria laboral, incluso trabajo desde la casa, y todo lo que permita más tiempo con los hijos”.

Gustavo Abichacra (Presidente de DISFAM, Asociación de Dislexia y Familia)

“La dislexia es un trastorno invisible. Afecta entre el 10 y el 15% de la población”.

“Entre 4 y 6 millones de argentinos no pueden acceder a una educación de calidad por tener dislexia, a pesar del potencial que tienen”.

Sin un ambiente que los contenga, “los chicos con dislexia quedan fuera del sistema”.

Esteban Camuerga (Fundador del CESNI)

“Alrededor del 7% de los niños ya nacen con un bajo peso de nacimiento. Esto ya es una forma de desnutrición”.

“La desnutrición crónica es totalmente prevenible”.

“No hay ninguna forma de desnutrición que sea un estigma. Somos individuos plásticos, pero las condiciones de vulnerabilidad social dejan un grado de riesgo para el desarrollo del pleno potencial social”.

“La alimentación temprana es el eje alrededor del cual se articula nuestro desarrollo social”.

Manuel Rocca Rivarola (Director de Pediatría del Hospital Universitario Austral)

“Les debemos a nuestros niños un ambiente mejor. El ambiente incide en el peso del niño por nacer en un 60%”.

“Los medios de comunicación tienen que ser más responsables en la generación de mensajes de prevención”.

Úrsula Basset (Directora del Departamento de Investigación Interdisciplinaria en Familia de la Universidad Austral)

“La niñez sufre el mayor desamparo si no cuenta con un medio familiar apto. Si nosotros no tenemos un medio familiar idóneo ese niño va a ser discapacitado físico, intelectual o emocional”.

“Tenemos un problema nacional. Hay demasiados niños que no vemos y hay demasiados derechos y retóricas con las que nos llenamos la boca. Mi humilde pedido es que hablemos menos de derechos y más de niños”.

“Pensemos seriamente qué queremos hacer, si seguir comprando los discursos políticamente correctos o queremos ocuparnos de los niños que verdaderamente nos necesitan”.

A %d blogueros les gusta esto: